jueves, 3 de julio de 2014

#agcv10 UNA GRAN GALA, UNA GRAN DAMA



Todo el sector de la gastronomía de la Comunidad Valenciana celebró el pasado lunes la fiesta del X aniversario de su Academia de Gastronomía con una espectacular gala en el bello marco de la Ciudad de las Artes y las Ciencias de la capital levantina. Una gran fiesta con una anfitriona de lujo: Cuchita Lluch Presidenta de la Academia de Gastronomía de la Comunidad Valenciana, una gran dama.  
“ Nuestros objetivos están basados en el trabajo de profundizar en la difusión de nuestros productos, nuestra cocina, nuestras bodegas y nuestros cocineros“ manifestó Cuchita además de proseguir explicando que “se realiza de una manera totalmente altruista, completamente ajena a subvenciones y aportaciones que de alguna manera pudieran condicionar el espíritu de la Academia, que se mantiene exclusivamente con las aportaciones de sus miembros”.  Toda una declaración de intenciones que a fe cierta estoy seguro cumple la Academia. La gran Dama de la Gastronomía de la CV (y digo bien de la comunidad porque allí estaban perfectamente representadas y de una manera además muy equilibrada las tres provincias), ha conseguido desde su sincero argumentario de  sensibilidad y desde sus firmes convicciones en la suma frente a la resta, el poder unir a todos los protagonistas y actores de nuestra gastronomía bajo una marca común, la académica. Bravo. Todo un hito que ni mil “fitures” han conseguido. 
Solo con trabajo, con compromiso, con convicción plena, con la simpatía que solo la seguridad consigue, y sobre todo, con la creencia y la absoluta firmeza en la defensa de lo propio, Cuchita, esa gran dama, lo ha conseguido. Y lo más importante, ha sentado la base del futuro. Un futuro desde la unión frente a la desunión,  en el que caben todos  sin exclusiones. Una unión plasmada en muchas empresas y productores de Alicante, Valencia o Castellón compartiendo mesas y stands, unión de cocineros desde Sagunto hasta Aspe aplaudiendo a Andoni Luis Aduriz,y admiración de un genial tipo que hace la mejor fabada del mundo y que vino adrede a celebrar el cumpleaños, Marcos Morán de Casa Gerardo de Asturias,  quien lo resumió perfectamente: “Chuchita vente pa Asturias que te nacionalizamos”. No te vayas Cuchita, por favor. Reflexionemos.