viernes, 20 de agosto de 2010

Un código interesante

El Código de Ética para blogs de gastronomía

Confeccionado por Leah Greenstein y Brooke Burton de la revista Columbian Journalism Review

Nosotros escribimos El Código de Ética de blogs de comida luego de varias conversaciones acaloradas con compañeros bloggers de comida. Estas discusiones nos inspiraron a establecer algunos conceptos básicos para escribir sobre comida en Internet ya que no podíamos encontrar ninguna existente. Estas no son leyes que esperamos que todos cumplan. Estas no son reglas que tienes que asumir como propias. Sabemos que no se aplican para todos. Son un punto de inicio para iniciar una discusión mayor.

El código no tiene intención de limitar la libertad expresión. Ofrecemos estas páginas a defensores responsables, con exactitud y honestidad en el mundo del blogging de comida. El código está diseñado como una serie de conceptos básicos, no una serie de leyes que castigan al no ser cumplidas.

1. Seremos responsables

- Nosotros escribiremos sobre el mundo culinario con el cuidado de un profesional. Nosotros no usaremos el poder de nuestro blog como un arma. Nosotros respaldaremos nuestras afirmaciones. Si lo que decimos o mostramos podría afectar potencialmente la reputación de alguien o su sustento para ganarse la vida, lo postearemos con la mayor consideración y diligencia.

- Nosotros entenderemos por qué hay algunos bloggers que deseen mantenerse en el anonimato. Nosotros respetaremos su necesidad pero no lo usaremos como una excusa para evadir las responsabilidades del caso. Cuando nosotros escojamos escribir de forma anónima para nuestra seguridad personal y profesional, no postearemos información con la que no nos sentiríamos cómodos colocar nuestros nombres.

- Si hacemos la reseña de un restaurante, producto o recurso culinario, nosotros consideraremos integrar los conceptos ofrecidos por la Asociación de Periodistas de Alimentos.

2. Seremos educados

- Nosotros creemos en la libertad de expresión sin reserva alguna, pero también reconocemos que nuestras experiencias con alimentos es subjetiva. Prometemos ser concientes-sin importar la pasión que sintamos- que seremos directos y nos abstendremos de ataques personales.

3. Revelaremos parcialidad

- Si estamos escribiendo sobre algo o alguien con el que estamos conectados emocional o financieramente, seremos honestos sobre el tema.

4. Contaremos si recibimos regalos o descuentos

- Cuando nos hacen algún regalo o nos ofrecen un descuento por el blog, publicaremos esta información. Como bloggers, la mayoría de nosotros no tenemos el presupuesto para grandes publicaciones, y reconocemos el valor de las muestras, reseñas de libros, la donación de regalos y eventos culinarios. Es importante revelar regalos y así evitar ser acusado de conflictos de interés.

5. Guiarnos por el buen periodismo

- Nosotros no plagiaremos. Nosotros respetaremos la autoría de fotos. Nosotros atribuiremos recetas y notas si son adaptaciones de publicaciones originales. Investigaremos. Atribuiremos citas textuales y ofreceremos enlaces a las fuentes originales cuando sea posible. Haremos el mayor esfuerzo posible para asesgurarnos que la información que estamos posteando sea certera. Haremos revisión de nuestros datos. En otras palabras, nos esforzaremos por practicar buen periodismo incluso si no nos consideramos periodistas